Nuevos Creyentes: Principios bíblicos

Instrucciones para nuevos cristianos

Grandes principios bíblicos para la vida cristiana

Nosotros damos por entendido que los que estudian este libro ya han comenzado la vida cristiana con toda sinceridad y que han aceptado de todo corazón tanto las ordenanzas de la iglesia como también las demás enseñanzas bíblicas que hemos estudiado. Sin embargo, lo cierto es que todavía hay muchas cosas que deben conocer.

Sigue leyendo

Nuevo Creyente: La Relación con la Iglesia

La Relación entre el Nuevo Creyente y la relación con la Iglesia

Por Pastor David Cox

Las ordenanzas de la iglesia

En este capítulo vamos a estudiar acerca de siete ordenanzas de la iglesia cristiana. La palabra ordenanza puede significar cualquier mandato o reglamento, pero en este capítulo la usaremos en un sentido más definido. Nosotros definiremos a la palabra ordenanza de la siguiente manera: “Una ordenanza es una ceremonia establecida por Dios que tiene un significado espiritual”. De manera que en estos estudios nosotros estaremos tratando temas que se refieren a algunas de las formas exteriores del culto que simbolizan verdades espirituales de la vida cristiana. Sigue leyendo

Nuevo Creyente: La Vida Cristiana

Nuevo Creyente: La Vida Cristiana

Por David Cox

Nuevo Creyente: La Vida Cristiana es un estudio sobre lo necesario y recomendado para los nuevos creyentes en su andar con Jesús.




Es maravilloso comenzar la vida cristiana. ¡Qué sabio y noble es decidir seguir a Cristo! Sin embargo, no comenzar correctamente puede conducirnos a un gran desastre espiritual.
Sigue leyendo

Nuevo Creyente: La Salvación

Instrucciones para nuevos cristianos

La salvación

Empezamos estas instrucciones con un estudio del plan de salvación porque con eso mismo es que comenzamos la vida cristiana. Este estudio nos ayudará a tener una base firme sobre la cual edificar nuestra vida cristiana.

Realmente nosotros nunca podremos comprender la profundidad del plan de salvación porque el mismo fue concebido en la mente infinita de Dios. Sin embargo, este plan de salvación a su vez es tan sencillo que todos nosotros con mentes sanas podemos entenderlo y encontrar nuestra propia salvación.

Mientras hagamos este estudio, desde el principio hasta el fin, debemos recordar que llevar a cabo nuestra salvación es obra de Dios. Ciertamente nosotros tenemos una parte que hacer, pero nunca pudiéramos realizar la misma sin la gracia y la ayuda de Dios. “Porque Dios es el que en vosotros produce así el querer como el hacer, por su buena voluntad” (Filipenses 2.13). Sigue leyendo